AJIMEZ ARTE

Crítica

Imagen

Jaime Luis Martín

Arco agoniza

0 comentarios




Publicado en La Nueva España


Arco agoniza, ¿pero no lleva, acaso, representando el papel de moribundo desde las primeras ediciones? Sin embargo, este año han saltado todas las alarmas al empeorar su estado significativamente. Al desencuentro público entre el comité asesor de galeristas y el Ifema, se suma una crisis económica que amenaza al mercado del arte, la espantada de galerías de prestigio como Luis Adelantado y Helga Alvear, la ausencia de las hispanoamericanas y la competencia de otras ferias como Art Madrid, que se va consolidando con más de sesenta y cinco galerías, y Just Madrid, fresca y joven, dedicada principalmente a artistas emergentes. Las críticas que salpicaron las veintiocho ediciones anteriores emergen más enconadas en estos momentos y se cuestiona desde el modelo de feria hasta el emplazamiento, desde el comité seleccionador al tipo de arte que se exhibe. Arco tuvo desde sus inicios vocación de convertirse en algo más que una feria, aunque nunca supo muy bien dónde estaban sus límites y hasta dónde podía expandirse sus ansias culturales sin perder sus referencias comerciales. Pero lo que antes era una línea borrosa ahora ha devenido en una maraña difusa, donde se confunde todo y termina por no ser nada, una simple cuestión de metros cuadrados. Sin embargo, nadie puede negar que Arco ha jugado un interesante papel en el arte contemporáneo, como una cita obligatoria en el panorama español, pero el entorno actual exige otro enfoque que tenga presente la variedad de mercados y el papel que debe desempeñar en el ámbito internacional. 



Con todo, Asturias no ha salido mal parada en esta última edición. A la galería Espacio Líquido, presente en los últimos años, se le ha unido la galería gijonesa ATM-Altamira, que llevó al provocador puertorriqueño Michael Linares, que convirtió su magnífica pieza, una pirámide de neveras cúbicas de porexpán con cervezas en su interior, en un punto de encuentro social en las sección «Solo Projects». Ixone Sádaba, Melvin Martínez y el asturiano Jorge Nava, este último con sus perturbadores y agresivos retratos de payasos, completaron el stand de la galería gijonesa. Por su parte, Espacio Líquido apostó por el madrileño Gerardo Custance, el suizo Ingo Giezendanner y la intervención gráfica del asturiano Fernando Gutiérrez. La galería Cayón llevó a Herminio Álvarez y su serie «In gravidez», Iván Pérez acudió con la galería JM, Pelayo Ortega repitió con Marlborough, Dionisio González presentó sus soberbias fotografías en Max Estrella y Manolo Rey Fueyo despuntó en Cánem. Por otra parte, Marina Abramovic exhibió, en la Fábrica Galería, su excelente proyecto, de arrebato místico, «The Kitche. Homage to Saint Teresa», realizado en las cocinas de la Laboral en Gijón.



Como principal novedad este año destacar «Cinema Loop», un espacio dedicado al videoarte y a las instalaciones audiovisuales, con la opción de consumo a la carta de los vídeos en pantallas individuales, que contó con la colaboración de LOOP, la Feria y Festival Internacional de Videoarte que se celebra desde hace siete años en Barcelona. «Expanded Box», la sección dedicada al new media art, reunió las obras de clásicos como Rafael Lozano-Hemmer con las propuestas de los jóvenes artistas Fabien Giraud y Raphaël Siboni. En «Performing Arco» destacó, tras su paso por Madrid, el proyecto «No Global Tour» de Santiago Sierra. Un gran NO tridimensional recorre diferentes ciudades del mundo transportado en un camión. «Las personas que están luchando activamente contra el sistema necesitan -señala el artista- imágenes y los artistas se las debemos proporcionar. Este NO está hecho para todos los que ya están hartos de la injusticia, la dominación, la censura y la opresión». 



A pesar de las presencia de diecisiete galerías de Los Ángeles, ciudad invitada, que proporcionaron un cierto glamour internacional a esta edición, lo cierto es que Arco ya no brilla con aquel esplendor de los años ochenta y noventa, y se enfrenta a unos de los momentos más triste y anodino de su historia.



Volver

Comentarios

No hay comentarios a esta critica

Si lo deseas, puedes enviar un comentario a critica:

Envía esta referencia