AJIMEZ ARTE

Crítica

Ángel Antonio Rodríguez

Recortes de luz y tiempo

0 comentarios

Francisco Fresno despliega el tarro de sus esencias creativas con las pinturas que expone la galería Gema Llamazares

Publicado en El Comercio



Si a estas alturas de la historia alguien duda aún de la capacidad de la pintura para reinventarse eternamente le conviene visitar la exposición de Franciso Fresno (Villaviciosa, 1956) en la galería Gema Llamazares, porque es una nueva lección constructiva de este artista íntegro que siempre apuesta por la búsqueda, el juego y la sobriedad.
En diversos formatos sobre lienzo y papel, homenajeando al paisaje, la arquitectura o los bodegones, Fresno ha desplegado el tarro de sus esencias creativas mediante excelentes ejemplos donde la materia se sustrae del soporte para dibujar siluetas, generando volúmenes extractivos y claves casi musicales que mantienen una buena armonía entre tensión compositiva y ritmo, respirando la esencia del tenebrismo español, los claroscuros de Zurbarán, la ética de Luis Fernández o la experimentalidad morandiana. Un apasionante cúmulo de lujos esencialmente plásticos, vibrantes oxidaciones, naturalezas espirituales y monocromías que cautivan por su delicadeza extrema y su incesante conjugación de estructuras. Un coherente conjunto, dominado por el 'menos es más' miesiano y la impronta de un pintor que sabe caminar hacia todos lados en pos del infinito formal, que subyuga y convence, lejos de dogmatismos.

Volver

Comentarios

No hay comentarios a esta critica

Si lo deseas, puedes enviar un comentario a critica:

Envía esta referencia