AJIMEZ ARTE

Crítica

Imagen

Luis Feás Costila

Manuel Viola en Asturias

0 comentarios




 Manuel Viola. Luz y sombras.

Casa de Cultura (Pravia), Galería Opera Omnia (Somao) y Centro Municipal de Arte y Exposiciones de Avilés, calle Llano Ponte, 49 (Avilés). Lunes a sábados, de 11 a 13 y de 18 a 21 horas.
Hasta el 11 de diciembre.

Promovida por la asociación de Amigos del Centro Cultural Internacional Oscar Niemeyer, la Casa de Cultura de Pravia, la Galería Opera Omnia de Somao y el Centro Municipal de Arte y Exposiciones de Avilés acogen una exposición esencial sobre el pintor aragonés Manuel Viola, comisariada por Fernando Fernán-Gómez y que permite la reconstrucción de su pintura más íntima, aquella que el artista el artista zaragozano guardó para sí y en la que más calladamente se manifiesta su manera personalísima, su profundo quejido, su intensidad dramática, su batir de alas atormentado, como de ángel caído, reflejo de un tiempo en el que la pintura no era sólo cuestión de estética, sino ante todo de un sagrado e ineludible compromiso con uno mismo. Luchador en el bando republicano y exiliado en Francia, donde llegó a formar parte de la resistencia contra el invasor alemán, a veces tan solo con la fuerza poética de la palabra, Viola fue uno de los primeros pintores abstractos españoles de su generación, primero en París y posteriormente en Madrid, ciudad en la que se instaló definitivamente tras su regreso a España a principios de los 50. Como no fue miembro fundador de El Paso sino que se incorporó a él posteriormente, en 1958, no participó en la famosa exposición que los miembros del grupo realizaron en 1957 en la sala de la Caja de Ahorros de Asturias, en Oviedo, por mediación de su integrante asturiano, Antonio Suárez, y que significó la apertura regional a los nuevos modos artísticos, no sin cerrado debate. La pintura de Viola no fue vista en Asturias hasta mucho más tarde, en 1984, cuando expuso individualmente en la galería Bellas Artes de Gijón, tres años antes de su muerte, y desde entonces sólo se ha mostrado públicamente en otra ocasión, en la antológica póstuma que recaló en el Revillagigedo en 1994, tras pasar por Vigo y La Coruña, por lo que su interés es indiscutible.
Fiel a sí mismo


Manuel Viola pertenece a la generación de los pintores de la ausencia, aquellos que se vieron condenados, en su juventud, al doble drama del exilio involuntario, por culpa de la guerra civil: por un lado, la huida a lugares en los que, con independencia de la mejor o peor acogida que en ellos tuvieran, siempre se sintieron extranjeros y en el que sintieron a todas horas la nostalgia de España, y por otro el retorno incómodo pero íntimamente necesario a un país que todavía gobernaban quienes les habían expulsado de su tierra a él y a los suyos.

El drama bélico condicionaría decididamente, al igual que la del resto de sus compañeros de generación, su actividad como pintor, siempre dentro de la corriente abstracta pero enclavada en la más robusta tradición nacional.

En el seno del grupo El Paso, Manuel Viola pudo exorcizar sus saetas de cante hondo, desgarros folclóricos de un zaragozano, de violenta gestualidad y acusado contraste, inspirados en la pintura española del barroco y de Goya, maestro expresionista. En eso se parece a otro pintor de la ausencia, el asturiano Orlando Pelayo, quien, entre sus idas y venidas de París a Gijón, también desarrolló, dentro de la figuración, una pintura gestual de marcado carácter español, con personajes engolados abstraídos de la mejor pintura del siglo de oro, distorsionados al máximo mediante expresivos brochazos. Aunque con excepciones, Viola se mantuvo fiel a las maneras abstractas, pero su pintura siempre se encuadró dentro de esa reconocible expresividad hispánica, de acentuado claroscuro, luces envueltas en tinieblas y una intensidad lírica de gran vigor dinámico, respetando la tradición del cuadro clásico y haciendo lo de siempre, pero de un modo distinto.

Volver

Comentarios

No hay comentarios a esta critica

Si lo deseas, puedes enviar un comentario a critica:

Envía esta referencia