AJIMEZ ARTE

Crítica

Imagen

Javier Ávila

De artistas y feriantes

0 comentarios


Hace unos días encuentro en la bandeja de entrada de mi correo electrónico un mensaje que me llama la atención, fundamentalmente por tratarse de un remitente al que no conozco en persona, el asunto: Hugo Fontela Newsletter. Pensando en el artículo que acerca de su reciente exposición, en el ahora llamado “Centro Internacional de Avilés”, firmado por un servidor y publicado en esta misma página web, lo abro para ver el contenido del mismo, se trata de información del propio artista anunciando su próxima participación en Art Madrid, a celebrarse en la Casa de Campo coincidiendo con la Feria de todas las Ferias, y desde luego la menos interesante de las tres convocatorias de ese fin de semana, por mucho que el pintor se empeñe en presentar como cita imprescindible.

Comprobado el contenido, pulso el icono de eliminar y a otra cosa. Acto seguido, abro mi perfil en las redes sociales y cuelgo un comentario sobre lo ocurrido, mi sorpresa aumenta cuando comienzan a aparecer comentarios sobre el mismo asunto, escritos por mucha gente, la mayoría vinculados al panorama artístico que también han recibido el mismo mensaje, ante esta anécdota hago un comentario sobre cómo habrá conseguido el mencionado artista nuestra dirección de correo y quién se habrá pasado la Ley de Protección de Datos por sálvese la parte, y ahí queda la cosa.

Hace dos días, en esa costumbre de ojear las páginas de cultura de la prensa, descubro un artículo firmado por nuestro protagonista, escrito con un estilo torpe, la tesis que viene a defender es que basándose en un simple cálculo porcentual, es imposible pensar que todo lo que encontramos en las Ferias difícilmente pueda mantener una calidad mínima, y por ende una consideración de Obra de Arte, ahondando en el tema sobre el ejemplo de “nuevayor”, ciudad donde habitualmente reside y trabaja, como siempre se encarga de recordarnos. En el trasfondo del pequeño artículo, como no puede ser de otro modo, desliza obviamente dónde se encuentra su propuesta plástica, como es fácil de imaginar por cualquiera que se detenga a leer sus palabras.

Cierro el periódico sin darle mayor importancia y confirmo mi opinión sobre tan insigne artista. Habéis creado un monstruo y está fuera de control. Tened cuidado, anda suelto.

Volver

Comentarios

No hay comentarios a esta critica

Si lo deseas, puedes enviar un comentario a critica:

Envía esta referencia